cabecera

domingo, 23 de marzo de 2014

Balneario Las Caldas de Besaya (Planta baja)

¡Hola bloggers! Aquí seguimos otra semana más, y quiero agradecer a todos los lectores fieles al blog y dar la bienvenida a los que os vais sumando a esa larga lista de seguidores en las redes sociales oficiales:

Facebook
Twitter
Google +

Hoy os presento el conocido 'Balneario Las Caldas de Besaya' que fue fundado en el siglo XIX, concretamente en el año 1826 y que como la mayoría sabréis, sigue en funcionamiento.
Nosotros hemos accedido a la parte más antigua del balneario, un edificio que ya se encuentra en desuso desde hace por lo menos 35 años.


Esta primera vista de la fachada del edificio está tomada desde un pasillo que iba a comunicar la zona de las habitaciones, con la del balneario.
 
 Éste es el pasillo, nos conduce al edificio que visitamos.

 Al final del pasillo nos encontramos con la puerta principal de entrada al edificio, actualmente se encuentra bloqueada debido al estado de inhabilidad en el que se encuentra esta parte del balneario.

 Por esta puerta accedemos al interior del edificio.

 Nada más entrar, a la izquierda, descubrimos la habitación número 20 y en ella, ya empezamos a observar los primeros muebles e incluso almohadas.

Más o menos a mitad del pasillo encontramos unos baños comunes.

Éste es uno de ellos.

Debajo del espejo todavía se encontraban una pastilla de jabón y un cepillo.

También poseía una bañera, actualmente en bastante buen estado a pesar de la suciedad que conserva.

Este baño era prácticamente igual, solo que sin bañera.

En esta habitación vemos como todavía algunas de las camas conservan sus sábanas.

En otras, solamente los somieres...

Sillas...

Colchones...

Incluso armarios.

Miramos hacia atrás para tomar una foto del largo pasillo.

En medio de ese pasillo encontramos esta especie de recibidor, donde podemos ver las escaleras que conducían a la primera planta.

 En esa sala descubrimos esta centralita, donde se controlaba la línea de teléfono y se pasaban las llamadas a los clientes directamente a sus habitaciones.



Algunos sitios ya los utilizaban para guardar trastos poco antes del cierre definitivo de este edificio.

Pasando esta puerta...

Llegamos a una sala donde se hayaba la administración o recepción.

Aquí la vemos desde 2 puntos de vista diferentes.

Vista de la recepción desde dentro.

Sin salir de la sala, a la derecha de la recepción, vemos como un minibar, en el que todavía se conserva una botella vacía de anís intacta.

Saliendo de la sala de la recepción y el minibar, por la puerta que se ve en la foto anterior a la derecha, entramos en un grandísimo salón, y lo supongo más que nada por su amplitud y los muebles que encontramos por allí.



En este gran salón, los clientes se relajaban después de pasar un largo día en el balneario.

Nos asomamos a la última ventana de esta gran sala de estar y ésta es la vista que tenemos.

Sin más habitaciones que visitar, regresamos a las escaleras del recibidor que vimos antes y nos disponemos a subir a la primera planta...

Pero eso será la semana que viene!
Tengo tantas fotos que habrá que mostrarlo en 2 veces!

Espero que os haya gustado, os dejo el correo para sugerencias y me despido:

Nos Vemos de Abandoneo!
Un saludo!